Rss Feed

Guild Wars 2, primeras impresiones

Ha pasado ya una semana y media del fin de semana de la beta, pero entre viajes y otros eventos personales no he podido escribir mis primeras impresiones sobre Guild Wars 2. No creo que sea necesariamente mal haberlo dejado enfriar un poco. Ahora, cuando ya ha pasado la excitación inicial por ver un juego cuyo desarrollo he estado siguiendo durante tanto tiempo, me veo más capacitada para ser algo más objetiva. Además, que me acabo de enterar de que el lunes 14 se podrá acceder durante unas horas para otro test.

Lo primero que quiero decir es que quedé gratamente sorprendida cuando no tuve ningún problema para ejecutarlo en Linux usando Wine, ¡a máxima calidad! ¡Fantástico!


El juego comienza con la creación del personaje. Durante esta beta las razas disponibles eran Humanos, Norn y Charr y toda la selección de profesiones que permite el juego. Como novedades en la parte física del personaje, encontré una variada selección de morfologías corporales y la posibilidad de personalizar algo más el rostro base elegido, muy en la línea de juegos de rol de los últimos años, como Oblivion, los Mass Effect o Skyrim, entre otros. Imagino que en todas las razas es igual, pero en los humanos, tras elegir la apariencia del personaje, se pueden elegir el trasfondo, una tragedia en tu vida y el dios al que sigues. Estas decisiones suponen diferencias en la historia personal durante el juego. En este momento también hay que elegir el Mundo al que quieres pertenecer. Cada uno de los mundos representa un servidor y los jugadores de ese mundo lucharán con los de otros mundos. Se puede jugar en otros mundos con invitación de amigos y se puede cambiar de mundo comprando, con dinero del juego, esa posibilidad.

Una vez creado el personaje y tras un bonito video, eres lanzado a la aventura. En este momento yo eché en falta un poquito de ayuda. Aunque muchas de las funcionalidades de Guild Wars están presentes, no todas están asignadas a las mismas teclas (cosa que se puede configurar, claro) y hay algunas que han desaparecido. No es que la curva de aprendizaje sea demasiado empinada, realmente te haces con el control del juego en seguida si has jugado a algún juego parecido en alguna otra ocasión, sino que apareces en un mundo en el que rápidamente empiezan a ocurrir cosas y puedes estar un poco aturdido. Aunque tal vez mi percepción no sea la mejor… empecé a jugar el viernes a las dos de la mañana, ejem. En cualquier caso, yo no me enteré de que se podía acceder a eventos WvW (mundo contra mundo) hasta que hubo terminado la beta y, aunque no soy muy de PvP, me hubiera gustado echarle un vistazo. Así que recomendaría a cualquiera el wiki oficial.

Pero, ¿cómo es el juego? A mí me pareció que mantiene perfectamente la continuidad con GW pero añadiendo nuevos elementos, no se hace raro en ningún momento, no chirría nada con respecto al anterior y se asume muy naturalmente. Para mí los mayores cambios están en las habilidades y en la interacción con el mundo.

Las habilidades en GW2 dependen mucho del tipo de arma que tengas equipada en cada momento de forma que un Mesmer equipado con una espada tendrá a su disposición ciertas habilidades y con un báculo otras. Esto da mucha flexibilidad al estilo de juego y posibilita cambiar elementos del estilo de combate sin tener que cambiar de profesión completamente. La barra de habilidades dispone de cinco huecos para habilidades relacionadas con el arma+profesión, tres para utility skills, uno para curación (ya no existe la profesión de clérigo) y otro para las elite skills. Personalmente no eché en falta más huecos para habilidades de profesión porque siempre me pasa que encuentro cuatro o cinco que uso un montón y el resto no se qué hacer con ellas.

En lo que respecta a la interacción con el entorno, ya no lo tenemos para nosotros solos, ahora es una gran instancia en la que te encuentras con el resto de jugadores en cualquier parte, esto da lugar a que se formen pequeños grupos espontáneamente cuando estás en una zona en la que hay enemigos especialmente difíciles o cuando te aventuras solo por una zona poco concurrida.

Me da la sensación de que el nivel de dificultad ha aumentado un poco con respecto a GW. Ahora no es buena idea enzarzarse con un enemigo de tu mismo nivel en solitario y sin esbirros (que ya no existen), son bastante durillos y en cuanto te descuidas, sus amigos aparecen por detrás y te dejan destrozado. Esto hace que la aparición de jugadores salvadores sea especialmente bienvenida para echarte una mano o para resucitarte. En mi experiencia la gente era bastante solícita a la hora de socorrer a otros jugadores o de “resucitar” a sus personajes caídos antes de que se vieran forzados a teletransportarse a un waypoint para resucitar. Otra de las novedades en este aspecto es que no eres derrotado directamente, antes de tener que ser “resucitado” o teletransportarte al waypoint entras en un estado denominado downed del que puedes salir usando ciertas habilidades y si no te atacan mucho mientras tanto, claro

Lo mejor, lo que más me ha gustado son los eventos. Los eventos se suceden de cuando en cuando en una determinada zona y pueden suponer desde un bicho que ataca una granja, un asedio por parte de centauros, la toma de una fortaleza o el rescate de unos ciudadanos. Cuando aparece uno de esos avisos, los jugadores próximos empiezan a congregarse en la zona y, cuando hay muchos, se forma un lio tremendo de jugadores yendo de un lado para otro, atacando a todo bicho viviente, resucitando a otros caidos o atacando juntos para provocar combos bastante espectaculares. Muy divertido. La pena es que cuando no hay muchos jugadores se convierten en una tarea bastante difícil de lograr, especialmente en solitario. Se supone que los eventos y su resultado tienen efecto en el mundo pero, por ahora, yo no he podido apreciarlo demasiado, ¡demasiada información en un fin de semana!

Visualmente el juego es precioso. GW ya era un juego muy bonito, con paisajes y detalles muy cuidados, GW2 no desmerece y mejora claramente. Lo mismo puede decirse con la música, Jeremy Soule vuelve a lograr otra banda sonora que acompaña sin molestar y que se van quedando grabada poco a poco en tu cerebro.

¿Lo peor del juego? El overflow. El overflow consiste en un servidor que definiría como de rescate. Cuando la zona a la que intentas entrar está llena de jugadores, se te ofrece la posibilidad de ponerte en el overflow y pasar a una lista de espera. Esto hace que entres en una instancia que es exactamente igual a la normal con lo que puedes jugar, interaccionar con otros jugadores y seguir como si no pasara nada. Cuando llega tu turno en la lista puedes pasar a la zona normal y seguir jugando. Es una gran idea y me encanta que exista, esperar sin poder jugar es un rollo, pero tiene que mejorar. Aunque sé que para otros jugadores no ha sido así, mis tiempos en la lista de espera eran de varias horas, teniendo en cuenta que jugaba sola no había mucho problema, pero en cuanto entraba a otra zona me encontraba con el mismo aviso. Como ya digo, jugando sola no me afectaba demasiado pero cuando se va en un grupo esto no puede ocurrir, máxime cuando el sistema no pone a todo el grupo en el mismo overflow (!). Esto claramente tiene que cambiar, no puede ocurrir que la mitad de un grupo esté en uno y la otra mitad en otro o incluso en el servidor normal.

Aunque hayamos pagado por ello, aunque el juego parezca bastante terminado, no deja de ser una beta lo que quiere decir que no se puede esperar que no haya fallos, imprevistos y cosas por pulir. No sé si fue falta de previsión o algún otro error, pero los tiempos de espera o los fallos de conexión que sufrieron algunos jugadores espero que sean eso, fruto de la beta. Ningún sistema es perfecto pero tiene que estar dimensionado para la carga que tiene que soportar.

En resumen, el juego tiene la pinta estupenda que prometían los videos e imágenes que nos han ido suministrado tan cuidadosamente, la beta ha sido fantástica y más jugable de lo que yo esperaba, lo cual es una buena noticia teniendo en cuenta que aún no hay fecha final de lanzamiento. ¡Todo muy prometedor!

 

Comments

No comments so far.

Leave a Reply
 
  (will not be published)